Preocupación por el cierre de Colegios Privados

Después que se conoció el anuncio del cierre de un instituto de enseñanza de Avellaneda, que no abrirá el ciclo lectivo 2024, otros establecimientos de la Provincia que están apremiados por la situación financiera decidieron apelar a la ayuda de la comunidad para tratar de salvar las instituciones.

Hace más de un mes, Aiepba (Asociación de Instituciones de Enseñanza Privada de Buenos Aires) advirtió sobre la crítica situación que atravesaban por lo menos 30 colegios a los que los problemas económicos los ponía al borde del cierre. La entidad que agrupa a 2.300 centros de enseñanza privados en el territorio provincial, requirió ayuda al Gobierno provincial pero no hubo respuesta.

Los colegios de manera individual tampoco obtienen respuestas. Por eso la Nueva Escuela Spegazzini, ubicada en Ezeiza organizó una comisión de padres y decidieron realizar un «abrazo simbólico» al edificio escolar ubicado en Pampa de Achala al 900 de ese distrito del sur del conurbano.
El colegio Vicente Saperi, de Monte Grande. Allí los directivos decidieron hacer un «llamado solidario a la comunidad» para tratar de salvar el funcionamiento de la institución.

Aiepba lo advirtió y ante la falta de respuesta al reclamo, los colegios buscan de manera desesperada ayuda para sostener los servicios educativos en las comunidades donde están arraigados y han construido una relación de prestigio y confianza con padres y alumnos.

Comentarios

Deja un comentario