Gonzalo Ferro desde Tres Arroyos «Tengo recuerdos de infancia y adolescencia que no borraré jamás»

Gonzalo Ferro es otro de los tantos ayacuchenses que por distintas cuestiones de la vida, decidió marcharse y radicarse fuera de nuestra ciudad. Hoy, cómodamente instalado en Tres Arroyos, junto a su familia y localidad en la que desarrolla su profesión de Martillero y Corredor Público, recibe a Ayacuchoaldia.com.ar

Gonzalo, contanos de vos, de tu presente en Tres Arroyos, de los motivos que hicieron que te radicaras allá y cómo está compuesta tu familia allí?

Hola ¿cómo están? primero les quería agradecer a todos los integrantes de Ayacuchoaldia por haberme convocado para charlar un rato. En la actualidad me encuentro radicado en la ciudad de Tres Arroyos, con mi familia, compuesta por mi señora Natalia y mis dos hijos Candela (16) y Luca (8). Nos vinimos a vivir acá hace unos 11 años, ya que vivíamos en La Plata, donde estudiamos y nació nuestra primer hija. Por una cuestión de seguridad y bienestar elegimos esta ciudad donde la calidad de vida es mejor.

Hace unos años tengo instalada mi inmobiliaria y también hago remates. Este año tenía programados muy buenos remates de los cuales solo pude realizar uno, el resto quedo suspendió con la llegada de la pandemia.

¿Qué diferencias encontrás con la vida aquí más allá que es una ciudad un poquito más grande que la nuestra?

La vida en Tres Arroyos es tranquila y con mucho movimiento, tiene 55.000 habitantes, y no tiene quizá los problemas que tienen las grandes ciudades como la inseguridad y hechos delictivos fuertes. Hemos hecho muchos amigos y colegas. Tenemos un amigo de Ayacucho, Mauricio Díaz y su familiar que también está radicado acá hace muchos años.

Hoy en día la ciudad está mucho más tranquila debido a la pandemia, y en los últimos días se registraron varios casos (30), después de estar casi 5 meses sin tener casos, por disposición del gobierno provincial se volvió a fase 4. Podemos tener abierta nuestras oficinas tomando los recaudos necesarios y siguiendo el protocolo establecido.

¿Sos de venir seguido a Ayacucho?

Solemos viajar a Ayacucho los fines de semana largos que es cuando más tiempo disponible tenemos. Allá están mis viejos Néstor y Celina, mi hermana y sobrinos; ellos también cuando pueden vienen y se quedan unos días.

Hablame de los recuerdos, de tu infancia, de tu adolescencia, hasta el momento que decidiste emprender viaje

En Ayacucho fui a la Escuela Nº 7 y la Escuela técnica. Tengo grandes recuerdos de mi infancia cuando jugábamos y andábamos en bicicleta en la plaza Colón con sus caminitos curvados. El fútbol en la cancha que estaba en la vía, en el Estadio y el Club de Pesca. De la adolescencia la Fiesta del Ternero, Génesis, el viaje de egresados, los mates en la vereda de tienda La Razón, y muchos lugares y cosas más… que hemos compartido con amigos y son recuerdos que no se borran más.

¿Tenés en mente en algún momento de tu vida, volver a Ayacucho? ¿Qué se tendría que dar para que ocurriera?

Quizás algún día vuelva, por el momento no, aunque tengo mi familia allá y se extraña, más que nada ahora que la pandemia no nos deja viajar. La tecnología ayuda a sentirnos más cerca.

Comentarios

Deja un comentario