Un rauchense en el Museo del Deporte «Mario Alberto Kempes» de la provincia de Córdoba

El campeón de paracaidismo Alberto Roza tiene desde la semana pasada un espacio en el Museo del Deporte «Mario Alberto Kempes» de la provincia de Córdoba. Roza, nativo de Rauch, habló con ABCHOY de este reconocimiento y su afición por los deportes de riesgo.

El Museo Provincial del Deporte «Mario Alberto Kempes» es la historia viva del deporte de Córdoba

Creado tras el impulso del periodista Gustavo Farías, quien es su coordinador actualmente, reúne recuerdos e imágenes de exitosos deportistas de diferentes disciplinas como el propio «Matador» Campeón Mundial de 1978, el automovilista Jorge Recalde, el primer auto de Oscar Cabalén, medallas olímpicas de Georgina Bardachs y José Meolans, las recordadas agujas y paneles del autotrol que marcaba los goles y los datos de los ingresantes en el Estadio Mundialista de Córdoba cuando recién se inauguró y mucho más.

Desde la semana pasada, en ese lugar existe un espacio dedicado a un rauchense que hizo historia en los deportes de riesgo: Alberto Néstor Roza.

El empresario de 69 años conversó con ABCHOY sobre el lugar que le dieron en este Museo y lo que significa para él «Con toda humildad, debo decir que no me siento merecedor de compartir este espacio con los grandes deportistas de Córdoba como José María Recalde, Oscar Cabalén y el mismo Mario Alberto Kempes. Agradezco a las autoridades por dicho reconocimiento» señala Roza desde Córdoba y antes de viajar a Colombia.

«El recorrido por el museo es muy bueno. Te muestran la historia del deporte de Córdoba, pero hay remeras de celebridades de los mundiales, la remera de Maradona con el número 16 con el partido celebre del Nápoles contra La Fiorentina, se visitan los vestuarios del estadio, el box preferido de Messi, se ingresa al campo de juego. Muy bonito. Lo visitan mas de 300 personas por día. Dura 45.00 / 60.00 minutos. Van muchas delegaciones de estudiantes de muchas provincias. Todos. Absolutamente todos los trofeos, remeras, cinturones de boxeadores, bicicletas de quienes obtuvieron récords mundiales, buzos etc, son originales. No hay ninguna replica» destaca.

Roza realizó una gran carrera como paracaidista, siendo propulsor del paracaidismo deportivo en Argentina y ganador de muchos trofeos internacionales. Además, fue precursor de diferentes especialidades como la fotografía desde el paracaídas y otras más.

Además, fue integrante de grandes logros en salto de paracaídas con figuras en equipo.

Para este rauchense, que a los 13 años dejó esa ciudad para trabajar en diferentes oficios hasta convertirse en empresario, los deportes de riesgos son un atractivo, ya que además ha competido en mountain bike, buceo, sky sobre nieve, rafting, navegación participando en regatas internacionales y boxeo.

Roza afirma que el riesgo no es una limitante «Yo siempre fue aficionado a entrenarme mucho. Aún hoy, limitado por el tiempo en mis tareas, trato de mantenerme en forma físicamente. Hace poco tiempo me invitaron mis compañeros de equipo en salto con figuras a hacer un salto en paracaídas y me sentí muy bien, con 69 años. Y me propusieron volver a competir. Pero para eso hay que entrenarse muy bien físicamente y por ahora no puedo dedicarle el tiempo que necesita»

Consultado si ha tenido accidentes, Roza recuerda «Estuve en tres ocasiones en riesgo, por que no se abrió el paracaídas principal, pero estaba correctamente preparado para actuar y pude aterrizar sin problemas»

El año pasado regresó a la vecina ciudad presentando su libro «Treinta años sin tí», donde relata su encuentro con una hija cuya existencia no conocía en Brasil, de manera muy emotiva.

Licenciado en Administración de Empresas, casado con Liliana y con tres hijos de esta pareja (Ignacio, Gonzalo y Gerardo), se desarrolla en el ámbito internacional con técnicas de semillas híbridas y en la construcción con sedes en Japón, España, Islas Canarias y Colombia, participando además de las obras de dragado y recuperación navegable de Ríos del Amazonas en Perú.

Siempre tiene presente a Rauch, donde mantiene a varios amigos, y a pesar de sus múltiples preocupaciones y aventuras, trata de hacerse un lugar para volver al espacio donde tuvo su origen.

 

N. de la R; fuente Damián Miguel – ABC HOY Rauch.

 

Comentarios

Deja un comentario